Y una mierda…

2017 borrándoseNunca me ha gustado el número 17. Es feo. Es primo. No lo habría elegido jamás por nada del mundo.

El año pasado, cuando todo empezaba a tambalearse, me imaginé que las cosas seguirían yendo hacia arriba como por el momento había sucedido. Pero no fue así.

Tanto personal, como profesional, como emocionalmente, el año 2017 ha sido un PUTO AÑO DE MIERDA. Así, en mayúsculas.

Por eso, este año no voy a pedir nada para nadie. No os voy a escribir para desearos un feliz año, por mucho que me apetezca. Creo que este año tengo que ser egoísta y quedarme yo todos los buenos deseos.

De 2017 voy a prescindir de todo. Solamente me quedo con la gente nueva que he conocido, en especial con una personita de la que estoy aprendiendo mucho y que deseo que me siga enseñando mucho más. Me voy a quedar con mi aprendizaje personal en lo que a mi pasión se refiere. Y poco más.

Lo demás queda absolutamente olvidado, como si no hubiera existido. La putada es que existe y te lo tienes que encontrar todas las mañanas al despertar. Así que habrá que encontrar la manera de superarlo o soportarlo.

No quiero ser el grinch de la navidad, así que ¡Feliz 2018! Ojalá.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s